Como fomentar y diseñar la escuela dentro de un club de pádel

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
En este articulo vamos a tratar de transmitir, compartir información, y herramientas para la organización y gestión de clubes de pádel.
PadelMBA - niños aprendiendo a jugar al pádel

Bienvenidos a otro artículo de PadelMBA.

Soy Dani Fernández, responsable del área Club Manager. En este y en los próximos artículos vamos a tratar de transmitir, de compartir información, herramientas, teorías y os mostraremos ejemplos prácticos siempre relacionados con la organización y gestión de clubes de pádel.

 Espero que os puedan ayudar a ser un mejor o un nuevo profesional si es que ya ejercéis dirigiendo algún tipo de área, actividad o conjunto de las mismas en un club de pádel.

En este primer artículo vamos a inaugurar con un tema fuerte, con un tema que estoy seguro que os va a interesar a todos. Cómo fomentar, cómo diseñar la actividad escuela dentro de un club de pádel.

Estaréis de acuerdo conmigo que la actividad escuela puede llegar a ser una actividad muy rentable que ocupe un alto porcentaje de los ingresos dentro de un club de pádel, pero no siempre es así, estamos hartos de ver escuelas en las que no hay hueco, no hay sitio, están muy ocupadas y muy demandadas, y otras que no tanto.

Yo lo que voy a tratar de hacer es daros algunas pautas, que desde mi experiencia me han funcionado, por un lado, en el diseño de la actividad y por otro lado en el de la promoción de la actividad. Si nos fijamos en el diseño de la actividad, vamos a tomar como punto número uno el informático.

Dominar un software que nos ayude a realizar tareas tales como cobros, comunicación con los alumnos, con los entrenadores, llevar una relación ordenada de las recuperaciones de clases, o diseñar los productos que van a ir dentro de la actividad escuela. Sobre este último punto vamos a hablar a lo largo del artículo.

El punto número dos, del diseño de la actividad, es formar un equipo de trabajo que conste de entrenadores y de un coordinador. Este equipo de trabajo debe de mantener objetivos comunes para que la escuela sea única y tenga una identidad. Para ello vamos a tener en cuenta la metodología que se use, los objetivos trimestrales que nos planteamos, la formación continua que pueda recibir el grupo, o el diseño de cada sesión; cómo distribuimos los tiempos, etc.

Esto hará que nuestra escuela tenga una identidad y nuestro sello.

El punto número tres es un poquito más complejo de explicar, voy a tratar de hacerlo de forma sencilla y esquemática. Hace referencia al público al que me dirijo. Si nos fijamos, dependiendo del club, dependiendo de la situación, vamos a tener diferentes tipos de clientes en la escuela, los podemos catalogar en función de la edad, por ejemplo, pre pádel, junior, adulto, veterano… o en función a colectivos, por ejemplo, empresas, colegios, turismo deportivo…

Si os fijáis dentro de cada tipo de cliente van a surgir necesidades comunes. Por ejemplo, dentro de un grupo de adultos o veteranos podéis encontraros en la situación que hay clientes que se pueden adaptar a un horario fijo de clases y hay otros que igual tienen la necesidad que este tipo de clases sea algo más flexible.

Para ello podemos y debemos diseñar, siempre y cuando sea posible desde el punto de vista informático y operativo con nuestro equipo de trabajo, diseñar tantos productos como sea posible para captar el mayor número de clientes.

Es muy importante que una vez hayamos diseñado los productos que convengan a nuestra escuela, hagamos una normativa que explique cómo inscribirse a la escuela, los apartados y las normas importantes que debe cumplir el alumno una vez esté en la escuela y cómo salir de la escuela para darse de baja.

Esta normativa debe estar debidamente firmada y entendida por cada alumno.

El cuarto y último punto, pero no menos importante, que os aconsejo en el diseño de la actividad, es el de la innovación. Debemos lograr que nuestra escuela sea diferente, sea única, sea nuestra identidad, como decía antes.

 Para ello podemos pensar y podemos enfocarlo desde diferentes puntos de vista:

 Por ejemplo, se me ocurre que podemos crear nuevos productos que estén relacionados con un video análisis, esto por otro lado nos puede ampliar el tiket medio, podemos también tener un “planning” de sesiones que esté perfectamente detallado, podemos mantener una relación con el alumno mediante “mailing”, WhatsApp, etc… con los contenidos que va a dar, que ya ha dado, manteniendo un repaso o un adelanto de contenidos.

Podemos establecer una política de recuperación de clases en el que el alumno se encuentre cómodo, etc.

Al final el objetivo es innovar para que nuestra escuela sea única.

Una vez que tenemos diseñada nuestra escuela, teniendo en cuenta todos los puntos anteriormente citados, pasamos a la fase de promoción, de publicidad de la actividad y de todos sus productos. Para ello es muy importante tener claro un “slogan”, un argumento que nos ayude a diseñar toda esta publicidad basada en los puntos fuertes que tiene nuestra escuela o nuestra instalación.

A partir de ahí, teniendo claro esto, vamos a diseñar nuestra actividad pensando en tres tipos de publicidad. La publicidad base, que viene a ser los carteles, banners o lonas que podemos diseñar para mostrar nuestra actividad.

Por otro lado, vamos a pensar en una publicidad dinámica, que acerca aún más de alguna manera al alumno a la escuela y lo vamos a hacer en forma de fotos y videos de nuestros alumnos en las clases, o incluso de las formaciones que pueden llegar a recibir nuestros entrenadores.

Tanto la publicidad base como la publicidad dinámica que acabo de explicar, lógicamente sabemos que deben ir canalizadas mediante “mailing”, web y sobretodo redes sociales. Esto va a acercar al alumno a la experiencia de la escuela, aunque aún más lo va a hacer el punto número tres, que me gusta llamar publicidad práctica o publicidad gancho.

Este tipo de publicidad viene a ser invitaciones a clase que pueden ser mediante publicaciones, sorteos en redes sociales, premios de torneo, “clinics” de seis personas, de ocho, de diez, empresas, colectivos, excursiones de colegios… Esto va a acercar aún más al cliente a la experiencia de poder recibir clases en nuestra escuela.

Antes de terminar me gustaría dejar una nota, y es que el grupo de alumnos ingresa recurrentemente en el club, y en ocasiones llega a ser un grupo extenso de clientes dentro de la instalación.

Es por ello que merece mucho la pena hacerles sentir dentro de la comunidad, logar que fidelicen y lograr un sentimiento de caridad dentro del servicio que les podemos llegar a ofrecer. Para ello, es importante mejorar su experiencia con algunas ventajas o algún trato especial que les podamos dar dentro de la instalación.

 Por ejemplo, les podemos ofrecer algún tipo de descuento dentro de una franja horaria para el alquiler de pistas, o simplemente aportarle algún día más de antelación para poder reservar pistas, hacerles algún tipo de evento en fechas señaladas, o simplemente tratarles con el cariño y con la atención que se merecen desde la recepción y la dirección del club.

Dejar un comentario

¡Únete a nuestra Newsletter!

Suscríbete a nuestra newsletter para enterarte de todos los nuevos cursos, ofertas y novedades.

Tus datos serán inscritos en un fichero responsabilidad de PNPN SPORTSMBA S.L. con CIF B-88558713 con fines de comunicaciones comerciales. Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, cancelación, oposición y obtener más información en el apartado de Aviso Legal y Condiciones.